lunes, agosto 21, 2006

Absurdos

He de confesarlo, odio esos pourrís que ponen en radios locales y que suenan en los autobuses de mi pueblo. Canciones que empiezan con la Flauta Mágica en clave de pasodoble y en tres minutos la mezclan con el Aleluya de Haëndel a lo mariachi y la Cucaracha en versión música clásica. Absurdos estéticos y musicales que me provocan dolor de cabeza. Supongo que como toda desviación sexual tendrá su mercado pero conmigo que no cuenten...
En cierto modo, es como si en el primer capítulo de una novela el autor anunciara la muerte de Santiago Nasar, después en el segundo, harto de ser él mismo, se haría pasar por un partisano italiano de viaje por la Toscana en plena dictadura de Mussolinni y con la II Guerra Mundial en auge, todo ello con su deportación a Auswitch, trabajos forzados incluidos. Sin embargo, en el tercer capítulo tras una hazaña digna de la épica francesa escapara en un puerto polaco sumergido debajo de una barca (versión geográfica en clave de pasodoble) . Más tarde en el quinto y el sexto Nasar se afincará en Nueva York, lugar del que reflexionará en sus poemarios escritos para soprender el amor de Fermina casada con Juvenal Urbino, Fermina que por cierto participó en el asesinato de Ghandi,.... luego ya acercándose el final... bah! ya sabeís que no me gusta contar los finales.

2 comentarios:

fmop dijo...

Lo mejor es que no des muchas ideas, no vaya a ser que...

Sandra White dijo...

phentermine - health insurance - debt consolidation - home equity loans Nice comment.. I ll come back for sure :]