domingo, mayo 18, 2008

XXXVI Despierta

Perdí la noción del tiempo
como se pierden los días
en un agosto en vacaciones.
Tengo un calendario empañado
en el que anoto con tinta azul
las horas que me debes.

Perdí la voz en mi silencio
como se pierden los tranvías
que tienen parada en mis canciones.
Tengo en la cartera un corazón ajado
y fusilo mi calma por ir donde estas tú
luego, me juro que lo que quiero no lo tienes.

...pero perdí el frío en aquel invierno
que nació en mi piel precoz de alergias
Guardo en mi cabeza intactas las ilusiones
y mis manos veloces te esperan despacio
apoyadas en el misterio de mi secreto baul...
Tengo la maleta hecha por si por fín vienes

2 comentarios:

Cariátides dijo...

Vaya!! Ya somos dos...

Enredada dijo...

Todo lo perdido...el dolor de la ausencia...anotaciones casi invisibles...
"fusilo mi calma por ir donde estas tú"
en este momento, fusilaría mi calma... por ir a su encuentro.
mil besos